Álvaro Morata, la última salida

2018 es año de Mundial y Álvaro Morata lo sabe. Probablemente, para el delantero madrileño, esta razón haya sido un factor fundamental para decidir salir, por segunda vez, del Real Madrid, el club dónde se hizo futbolista. El lugar de destino no podía ser cualquier equipo, tenía que ser un proyecto ganador y aspirante a todo, para que la salida no fuera un paso atrás que le llevara a un segundo plano en el escaparate futbolístico. El Chelsea FC cumple con estas características y además cuenta con el entrenador que le llevó a Turín, aunque apenas llegaran a trabajar juntos.

Morata enfrentará el desafío de suplir la casi segura marcha de Diego Costa y por tanto, será el referente de la delantera blue y, sobre todo, no habrá excusas. Tendrá muchos minutos pero la exigencia será máxima, más si cabe por la inversión que el Chelsea FC ha realizado en él. Necesitará adaptarse a una competición a la que, por lo general, los delanteros españoles últimamente no se han acoplado bien (valga los ejemplos de Iago Aspas, Lucas Pérez o Borja Bastón), exceptuando los casos de Fernando Torres y Diego Costa, jugadores que vieron beneficiadas sus características de juego por su superioridad física y la mayor cantidad de espacios que se generan en los partidos de la Premier.

“Una rápida adaptación será clave en el rendimiento del delantero madrileño en Londres”

Además, el Chelsea FC vuelve a la máxima competición europea tras un año disputando un partido por semana. La plantilla necesitará volver a cambiar el chip y Conte tendrá que repartir más minutos para que los futbolistas lleguen a los meses de primavera en la mejor forma física y psicológica para los partidos más tensos del año. Para competir en Europa será clave Morata y su relación-entendimiento con sus próximos, como Hazard y Pedro, y con alguno de sus alejados como Fábregas o Marcos Alonso.

El delantero español traerá al Chelsea FC la capacidad y experiencia de saber competir en equipos, como Madrid y Juventus, dónde existe la obligación de ganar cada partido y la atención mediática no descansa. A Morata le ha llegado el momento de demostrar que está capacitado para liderar la delantera de un aspirante a ganar la Champions. Como él mismo afirmó, probablemente ya no vuelva a su Real Madrid, vaya bien o vaya mal en Londres, seguramente ésta ha sido su última salida de Concha Espina.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s